Loading...

JULES VERNE

JULES VERNE

lunes, 28 de abril de 2014

Los que creen saber, deberían ubicarse más

Los que creen saber, deberían ubicarse más

por: José Luis Bazán
Médico
joseluisbazan@argentina.com 





A los seres humanos nos gusta hablar mucho, es lindo cautivar a los que nos escuchan porque en el fondo nos sentimos bien y admirados, aunque hablemos de algo que no sabemos.
Indira Gandhi, hija del gran Mahatma decía “Hay dos tipos de personas, las que hacen las cosas y las que hablan como loros. Procura quedarte en el primer grupo, hay menos competencia allí”.
Predecir el futuro es una debilidad que la mayoría tenemos, especialmente para algunos científicos que trabajan en algo relacionado a una droga maravillosa, por ej. si trabajo sobre la cura para una enfermedad, estaré tentado de augurar posibilidades de curación en un determinado plazo, el que lo escucha para las orejas y dice ¡Unmm que bien, como sabe!.
La mayoría de estas predicciones científicas, son expresiones de vanidad y orgullo del que las hace, por lo que deberían controlarse y corroborar en el futuro cuantas fueron reales, cuántas fueron solo imaginación, fantasía pura o expresión de orgullo.
“Nasrudin era muy capaz pero en esa época había poco trabajo, por consejo de sus amigos y sus conocimientos sobre hierbas medicinales decidió abrir una farmacia.
¡Si dijo, pero será como ninguna otra que hay!, así que se dedicó conseguir un local y equiparlo con las diferentes hierbas medicinales.
Luego de un tiempo, mañana la inauguraremos y preparó con empeño la fachada con el nombre del comercio, el cual tapó con una tela para descubrirla en el momento justo.
Casi todo el pueblo estaba presente, a las diez salió Nasrudin y sacó la sábana de la fachada que cubría un cartel que decía, “Farmacia Cósmica y Galáctica” y debajo en letras más pequeñas “Armonizada con influencias planetarias”.
La mayoría quedó impresionado y la gente compraba mucho, pero el maestro de la escuela del pueblo se acercó y le dijo; “Francamente Nasrudin esas afirmaciones que haces en el letrero de “cósmica y galáctica armonizada por influencias planetarias”, son muy imaginativas y…

-No, no, no, no... -dijo Nasrudin -, todas las afirmaciones que yo hago sobre las influencias planetarias son absolutamente ciertas, “Cuando sale el sol, abro la farmacia. Cuando el sol se pone y la cierro”. Cuento oriental.
Muchas de las predicciones son como las “habladurías” de los astrólogos y sus secuaces, cuyos dichos son ambivalentes y se pueden interpretar de variadas formas, para un lado o para el otro; entonces, si se cumplen mejor para ellos, pero si no se cumplen nadie va a cuestionarlos, porque sería una vergüenza ante todo el mundo que se enteren que yo creo en esas cosas. ¡Igualmente los farsantes ganan!.
Donde las predicciones han tenido mucho éxito son en los escritores de Ciencia Ficción como Julio Verne, Isaac Asimov, Arthur Clark; que en sus novelas predijeron viajes a la luna, al centro de la tierra u otros planetas, cohetes voladores de distinto tipo, viajes en el tiempo, coches voladores y submarinos.
Los investigadores visionarios de la Inteligencia Artificial, imaginaron máquinas inteligentes mitad máquinas y mitad humanas, como una nueva etapa en la evolución humana, mostrada en diversas películas.
Pero la inteligencia humana es muy compleja y todavía lejos de ser igualada, solo la profecía de ver ganar una máquina sobre un humano, se cumplió cuando la computadora Deep Blue de IBM en 1997 derrotó al Campeón Mundial de ajedrez G. Kasparov. -¡Pero una cosa es jugar ajedrez y otra es pensar!-.
Los “chips” cada vez más pequeños y baratos, permitieron el desarrollo de la computación e Internet, y ya se los está colocando en cualquier parte del planeta, en el exterior y el interior humano.
Se creó un “tejido cerebral virtual”, para que ayude en la investigación neurológica y psicológica como ejemplos de “redes neurales o nerviosas” en computadoras, similares a nuestro cerebro humano, que nos acercarían “en parte” a nuestra inteligencia; pero uno de los problemas con que se encontraron los constructores de estos modelos computacionales complejos, es que son incapaces de tener “sentido común y conciencia”.
Nuestra Mente emplea muchas estrategias diferentes para resolver problemas y sigue siendo un misterio como la “Conciencia”, transforma el disparo de numerosas neuronas, en distintas regiones del cerebro en una percepción unificada; como construir la idea de una flor con colores, olores, imágenes y sentimientos.
Como todas las actividades humanas, debemos aplicar nuestro criterio y sentido común para calificar a quién llamamos “científicos”, pues muchas veces algunos perdieron el rumbo escribiendo una historia “negra o no deseable”.
Uno de los más deplorables, son los experimentos del médico J. Menguele, sobre los prisioneros Judíos, en los campos de concentración durante la segunda guerra mundial en la Alemania Nazi, que solo demostraron un sadismo sin fin.
Otro ataque contra la humanidad partió de Científicos Estadounidenses, que patrocinados por su propio Departamento de Salud Federal, y dirigidos por el Dr. J. C. Cutler, experimentaron en ciudadanos Guatemaltecos entre 1946 y 1948.
Con la autorización de las autoridades locales guatemaltecas, inocularon con preparados infectados con microorganismos de sífilis y gonorrea a presos, prostitutas, enfermos mentales y niños huérfanos, luego le daban una nueva droga llamada penicilina, y veían la evolución hasta dejarlos morir no sabiendo exactamente a cuantas personas infectaron.
Pero también hicieron estos experimentos, inoculando microorganismos de la sífilis y gonorrea a gente de su propio país, los EU, entre la década del 20 al 60, sobre la comunidad de color del estado del sur Alabama, a cargo inicialmente del Dr. Tagliaferro Clark y posteriormente Eugene Dibble, se inocularon a 400 afroamericanos de los cuales solo sobrevivieron cinco de ellos.
Hoy en día la Ciencia y el mundo enfrentan un gran problema, y es “cómo mantener vivo a nuestro planeta” los próximos años, mientras suceden el cambio climático, alteraciones de la naturaleza, y el incremento intenso que la población mundial.
Estos cambios implican muchos desafíos relacionados con el transporte, el manejo de residuos, la vivienda, el abastecimiento de agua, energía y comunicaciones, y también las modificaciones sociales.
La ciencia es muy efectiva hasta ahora, para reunir pruebas convincentes de que la actividad humana tiene un impacto creciente y dañino en la vida del planeta, ¡Pero!, lamentablemente, con eso no basta.
Si no queremos desencadenar una catástrofe inmanejable, debemos desarrollar nuevas tecnologías, para acompañar el desarrollo social y económico, de acuerdo a los recursos limitados del planeta.
Los científicos, deberían trabajar y planear conjuntamente con los diseñadores de políticas, basados en los problemas de la sociedad sin resolver, cuáles son las investigaciones prioritarias, en lugar de dar sermones a distancia, o realizar investigaciones sin utilidad práctica
“Este es un cambio cultural difícil, pero al parecer necesario”.   

martes, 15 de abril de 2014

"Yo, Julio Verne", Juan José Benítez

domingo, 20 de enero de 2013

"Yo, Julio Verne", Juan José Benítez

Juan José Benítez (1988) 
Editorial Planeta

El periodista navarro J.J. Benítez, a lo largo de su carrera, ha vendido millones de ejemplares de sus más de 50 libros publicados. A día de hoy vive en Barbate, alejado de la vida pública, aunque no ha dejado de escribir y hace algunas semanas publicó un nuevo libro, un monográfico dedicado a uno de sus personajes favoritos, Jesús de Nazaret. Para los interesados en ampliar la información sobre este nuevo libro, os recomiendo el programa nº267 de "Voces del Misterio". Podéis escucharlo y/o descargarlo aquí.

Pero hoy vamos a recordar una obra tal vez menor del periodista navarro. Menor si la comparamos con su monumental saga "Caballo de Troya", pero un libro muy querido por el propio autor, según ha manifestado el propio Benítez en más de una ocasión: “Yo, Julio Verne”, una biografía muy especial del proclamado por muchos como “el más desconocido de los hombres”.

¿Por qué reseñar una biografía de un escritor del que conocemos su vida y obra al detalle, gracias a las innumerables monografías que se le han dedicado desde su muerte en 1905? Pues porque la de Benítez no es una biografía al uso, ni mucho menos, y en sus aproximadamente 300 páginas podemos encontrar datos muy curiosos sobre el autor galo, de los cuales hoy vamos a ofrecer tan sólo unas pinceladas. 

Para empezar, está escrita en primera persona, a modo de autobiografía, y no sólo detalla los aspectos vitales más conocidos de Verne, sino que profundiza en el Verne más heterodoxo, aquél que no reflejan sus biógrafos, digamos, oficiales. 

Vamos a repasar de forma muy breve algunos detalles de ese “Verne desconocido”que nos muestra Benítez, estoy seguro de que llamarán la atención a todo el que se acerque a esta obra: 

En primer lugar, Benítez destaca la influencia que en la obra de Verne tuvo el triunvirato formado por estos tres nombres: Poe, “Nadar” y Hetzel. 

El gran escritor Edgar Allan Poe fue contemporáneo de Verne y al parecer influyó de forma significativa en la obra del bretón. El de Boston murió en 1849, cuando Verne tenía veintiún años, y la lectura de sus “Narraciones Extraordinarias”podría haber influido en el nacimiento de los “Viajes Extraordinarios” vernianos.

El escritor, periodista, dibujante, fotógrafo Félix Tournachon, más conocido como“Nadar”, influyó de forma determinante en la creación de una de las obras más conocidas de Verne, “Cinco semanas en globo”, publicada en 1863. “Nadar” era un apasionado de la ciencia y la aerostática, gran defensor de la navegación aérea, y parece ser que explicó a Verne su proyecto de crear un globo gigante para cruzar el cielo. Por cierto, ¿recordáis el nombre del protagonista de otra de las grandes obras de Verne, “De la Tierra a la Luna”"Ardan". Es más que probable que Verne utilizara este anagrama de “Nadar” como homenaje a su amigo e inspirador. 

El tercero en cuestión,en cuanto a influencias importantes de Julio Verne, no fue otro que su editor de toda la vida, Pierre-Jules Hetzel. Su relación dio para mucho y tuvo muchos altibajos que Benítez plasma en la obra al detalle. 

Pero en este libro de Benítez que hoy queremos recomendar el lector encontrará informaciones y datos muy curiosos, por ejemplo: 
La genealogía de las familias Verne y Allotte. 
Qué hay de cierto en la supuesta pertenencia de Verne a algunas de las sociedad iniciáticas que estaban tan de moda en la época. 
El interés de Verne por la criptología. 
La carta astral del autor. 
Un análisis grafológico de Verne. 
Una posible explicación a las famosas anticipaciones vernianas, plasmadas en obras como “Cinco semanas en globo”“Viaje al centro de la Tierra”“De la Tierra a la Luna”“20.000 leguas de viaje submarino”“Ante la bandera”, y tantas otras. 
Por último, el posible significado de la escultura erigida en la tumba de Verne en el cementerio de Amiens, así como de su misterioso epitafio: "Hacia la inmortalidad y la eterna juventud"

Todo esto y mucho más podrá encontrar el lector que se acerque a este homenaje que brindó Juan José Benítez hace ya 24 años (1988) a uno de los escritores más importantes de la Historia de la Literatura, un libro que por otra parte sigue siendo reeditado y no es difícil de encontrar. Un libro que, cuando lo leí hace bastantes años me sorprendió mucho y con el que me volví a sorprender cuando lo releí recientemente.

El audio del programa en el que recomendamos este libro, programa nº256 de"Voces del Misterio", está disponible en Ivoox y podéis escucharlo y/o descargarlo aquí.

2 comentarios:

Fesaro dijo...
Lo he mirado con recelo , pero luego al final me he dado cuenta que tiene que estar muy bien este libro.
Ismael dijo...
No es una biografía al uso, pero recuerdo con cariño cuánto disfruté con él cuando lo leí por primera vez hace ya muchos años.

Lo releí para reseñarlo en el programa y pese al tiempo que ha pasado su lectura me sigue pareciendo recomendable, sobre todo a quienes como yo les gusten los libros de Benítez y la singular vida de Verne. Si te decides a leerlo ya me contarás, pídemelo si quieres y te lo dejo.

Un abrazo.

lunes, 14 de abril de 2014

Los amigos de Julio Verne I-Los amigos de Julio Verne II-Los amigos de Julio Verne III

Los amigos de Julio Verne I

verne Los amigos de Julio Verne I
¿Sabían quiénes fueron los amigos de Julio Verne? En este post iremos viendo algunos de ellos. Hoy hablaremos de su editor, Pierre Jules Hetzel (1814-1886) y de su amigo fotógrafo, Nadar (1820-1910).
En primer lugar, Hetzel en 1837, después de trabajar como empleado en la casa del editor Paulin, hizo una asociación con él, haciendo uso del pseudónimo de Sthal. En 1843 publicó su primera colección de libros para niños. A pesar del gran éxito de dicha colección, Hetzel se arruinó y tuvo que refugiarse en Bruselas, a consecuencia del golpe de Estado del 2 de diciembre. Sin embargo, su viaje a Bélgica le hizo conocer a Victor Hugo (quien también se había exiliado igual que él). Y otra vez en París en 1860. Este editor fue, sin lugar a dudas, quien ayudó a Verne a alcanzar el éxito editorial. Y es que él fue su protector y amigo.
Su otro amigo fue el pionero de la fotografía del siglo XIX, Gaspard Félix Tournachon, más conocido como Nadar. Estudió Medicina en su ciudad natal, se trasladó a París y trabajó como periodista y caricaturista, hasta que en 1849 entrara en contacto con el mundo de la fotografía. Tanto le apasionó que abrió su propio estudio. Hizo fotografías a políticos, científicos, artistas y escritores. Fue, sin duda, un gran retratista y uno de los mejores amigos de Julio Verne. ¿Cómo lo conoció? Fue en una de sus aventuras aéreas, en el Club de la Prensa Científica. En plena discusión acerca de la construcción El Gigante, un enorme globo de hélice, Verne se interesó por la Aeronáutica. E incluso tenía sus teorías muy diferentes de las de Nadar. Uno decía que no era posible construir globos dirigibles y el otro sí. ¿Quién tuvo razón? Al final fue Nadar, cuando el conde Zeppelin logró construir un globo dirigible.
Finalmente, Nadar al frente de El Gigante logró elevarse con el globo ante la mirada de unos dos mil espectadores. ¿Recuerdan el ensayo de Verne acerca de El Gigante? Por lo visto, esta fue su inspiración. El ensayo se denomina A propósito del Gigante. E incluso el personaje de Michel Ardan creado por Verne, estuvo inspirado en Nadar, hasta llegar al extremo de definirlo con su mismo físico.
Fuente – Julio Verne
Foto – Nadar
******************************************************************************************************

Los amigos de Julio Verne II

verne1 Los amigos de Julio Verne II
En este post continuaremos con hablando acerca de quiénes fueron los amigos de Julio Verne. Hoy vamos a hablar deAristide Hignard (1822-1897) y Jacques Arago (1790-1855).
En primer lugar, Hignard era compositor. Realizó la música para algunas obras de teatro de Verne, por ejemplo, en 1853, La gallinita ciega. Ambos habían venido a París con el motivo de los estudios. Hignard estudió música y Julio Verne derecho. Hignard tenía la clara intención de finalizar su educación musical. Julio Verne, por su parte, se graduó en derecho en 1850.
Sin embargo, no solo trabajaron juntos en el teatro sino que solían organizar viajes juntos. Como por ejemplo, su viaje a Escocia y a Escandinavia (que debía ser preciosos). Y es que consiguieron viajar porque el hermano de Hignard les consiguió unos pasajes gratuitos, lo que nos demuestra que Julio Verne, como todo hijo de vecino, también se las ingeniaba para viajar gastando la menor cantidad de dinero posible.
En segundo lugar, Jacques Arago, conocido explorador y autor de muchas narraciones de viaje. Conoció a Verne la primavera de 1851 en París. Arago, ya entrado en años, estaba casi ciego y se encariñó rápidamente con Julio Verne. Se conocieron por medio del alcalde de Nantes y los dos se cayeron muy bien. Arago le llegó a ayudar con cosas tan cotidianas como a encontrar el mobiliario para el piso de Verne.
Arago también fue autor de obras de teatro y director. Verne publicó en 1851 la primera de sus obras Los primeros navíos de la Marina mexicana, bajo la influencia de su amigo Arago.
Más información – Los amigos de Julio Verne I
Fuente – Julio Verne
Foto – Jacques Arago
**************************************************************************************************

Los amigos de Julio Verne III

verne2 Los amigos de Julio Verne III
Es bien conocida la entrañable relación que Julio Verne mantuvo siempre con los Dumas, tanto el padre como el hijo. Aquí vamos a ver con detalle como fue su relación con ambos escritores: Alejandro Dumas padre (1802-1870) y Alejandro Dumas hijo (1824-1895).
Existen miles de versiones acerca del primer encuentro entre Alejandro Dumas padres y Julio Verne. Sin embargo, aquí no vamos a hablar de ello. Sin duda, se conocieron. Alejandro Dumas, el autor de las novelas de aventuras folletinescasLos tres mosqueteros y El Conde de Montecristo, de algún modo u otro también se convirtió en protector de Verne. Sin duda, Verne tenía que ser una persona tan agradable como talentosa de lo contrario no tendría tantísimos protectores. Julio Verne, por aquel entonces, era un provinciano sin dinero. Dumas padre le dio la oportunidad de representar Las pajas rotas, su primera obra de teatro. Tiempo después de la muerte de Dumas padre, Verne le dedicó su novela Matías Sandorf.
Ahora hablemos acerca del hijo, del mismo de La dama de las camelias. Dumas hijo, después de sus primeros éxitos teatrales, se interesó muchísimo por el teatro. Y fue así cómo se conocieron. Dumas hijo solo tenía cuatro años más que Verne. Ambos trabajaron codo con codo en unas piezas teatrales, por ejemplo, Las pajas rotas.
Los dos solían escribirse. Incluso Dumas hijo intentó que Verne fuera elegido miembro de la Academia francesa, aunque no lo logró. El propio Dumas hijo sí logró ser elegido en la Academia, a pesar de que Victor Hugo no estaba de acuerdo. En definitiva, ambos mantuvieron una amistad a lo largo de todas sus vidas y mantuvieron correspondencia asiduamente.
Fuente – Julio Verne
Foto – Alejandro Dumas
Más información – Los amigos de Julio Verne II

Publicado

El 


Julio Verne, ¿plagiador?

Julio Verne, ¿plagiador?

meneame_share
julio verne Julio Verne, ¿plagiador?
Julio Verne en 1869 publicaba la Revista de la Educación y la Recreación: Veinte mil leguas de viaje submarino por entregas. En aquel entonces creó el submarino Nautilus al bando del capitán Nemo, otra de sus grandes ideas, pues en los años 50 se contruyó el primer submarino, un submarino que podía mantener bajo el agua y qye podía ir bajo el hielo. Hasta aquí todo el mundo conoce su novela pero un hecho en particular en aquella época le molestó.
El hecho es que un tal Aristide Roger publicó Viaje bajo las olas, con un submarino incluido, capitaneado por Trinitus.
Claramente, esto huele a plagio. No obstante, por parte de Verne nose Aristide Roger, pues la novela apareció entre 1867 y 1877. Este tema parece que le preocupaba a Verne bastante puesto que escribió al director del Petit Journal para decir que él había empezado a escribir su novela submarina mucho antes y de que a pesar de que la publicación fue después no tenía intención de plagiar a nadie. En realidad, es posible que los dos conicidieran con la misma idea.
Y es que Julio Verne se preocupó mucho por que no le consideren plagiador. Es más, hay quienes dicen que Roger imita a Verne en su estilo, pues Verne tenía un estilo muy propio y particular.
Foto – Félix Nadar
Fuente - jverne.net/




Libros proféticos en la literatura mundial

Libros proféticos en la literatura mundial

Jonathan Swift 006 opt Libros proféticos en la literatura mundial
Sucede que a veces algún escritor escribe un libro… y con el paso del tiempo parece haber acertado de pleno con lo que posteriormente pasaría en la historia. Hoy os traemos algunos ejemplos.
M.P Shiel pareció prever lo que harían los nazis años más tarde ya que en 1896 publicó un libro en el que se hablaba de unos despiadados asesinos que asolaban Europa llenándola de terror. El libro curiosamente se llamaba “La S.S”.
Otro ejemplo de esto fue Jonathan Swift, autor de “Los viajes de Gulliver”, el cual describió en esa obra con precisión los tres satélites de Marte… 150 años antes de que la ciencia pudiera llegar a saber sobre ellos. Además los enanos hacían un cálculo para alimentar al gigante que ponía en relación la cantidad de alimento que éste necesitaba con su propio peso. Dicha ley fue científicamente enunciada tal cual en … 1932, mucho después de la publicación del libro.
Lo mismo ocurrió con Julio Verne que en su obra “Viaje a la Luna” dio pistas a la NASA de cómo fabricar el diseño de los primeros cohetes algo que fue admitido por Wherner Von Braun en su día.
Más información – Anécdotas de escritores
Foto – Guardian
Fuente – Hamyguito
************************************************************************************************
Libros proféticos en la literatura mundial (II)

DSC0074 opt Libros proféticos en la literatura mundial (II)
Seguimos repasando algunos de los casos de literatos-profetas, que acertaron el futuro en sus obras literarias.
Cuando se fabricó el submarino, las primeras patentes fueron denegadas. ¿Cuál era la razón? El visionario Julio Verne ya las había hecho de dominio público en su obra “20.000 Leguas de Viaje Submarino”.
Otro que dio en el clavo en su día fue Lester del Rey e 1954. La primera frase de una de sus novelas era la siguiente: “La primera nave espacial aterrizó en la Luna y el comandante Armstrong salió de ella…” ¿Os suena de algo?
Sin embargo el caso más bestia fue el de Morgan Robertson que escribió un libro sobre un barco que se llamaba Titán, que era el más grande del mundo y al que se le llamaba el insumergble. Este barco salía del mismo punto que el Titanic e iba al mismo punto que el Titanic… y se estrelló en la misma zona por la misma causa. Había botes de menos y prácticamente murieron las mismas personas y se salvaron las mismas personas que en conocido caso del Titanic. Acertó apellidos ilustres que iban a bordo… y escribió todo eso años antes de la tragedia real… y en estado de trance… ¿Da miedo, verdad?…
Más información – Anécdotas de escritores
Foto – Infantilez Caray
Fuente – Hamyguito

domingo, 13 de abril de 2014

El ´Planetario Julio Verne´ en la ruta cultural Vigo-Nantes

El ´Planetario Julio Verne´ en la ruta cultural Vigo-Nantes

13.04.2014 | 01:26
La propuesta para la denominación "Planetario Julio Verne" es la que acaba de hacer la Sociedad Verniana de Vigo al Instituto Politécnico Marítimo do Atlántico, situado en Beiramar, para que la Xunta de Galicia autorice tal denominación. Desde hace 146 años la bandera del Nautilus lleva el nombre de Vigo a todos los confines del mundo, en la novela "Veinte Mil Leguas de Viaje Submarino". El autor, natural de Nantes, nos sitúa a través de sus descripciones en los grandes laboratorios de la investigación náutica y del universo astronómico. Por eso la Xunta no puede ser insensible al reconocimiento del nombre de Julio Verne para el planetario vigués.
Este símbolo cósmico de la ciudad se acopla con el de los satélites desarrollados por la Universidade de Vigo, para ampliar horizontes más allá de nuestro planeta en la conquista del espacio. Al mismo tiempo, se trata de unificar sinergias que puedan popularizar la nueva imagen del Vigo de vanguardia.
Bueno, y ya que hablamos de Verne, de Vigo y de la ciudad de Nantes, el conocimiento de la historia de estas dos ciudades, descubre las posibles relaciones que constituyen un estímulo para activar su hermanamiento institucional. El hermanamiento de ciudades es un concepto mediante el cual poblaciones que suelen tener características similares, pero de distintas zonas geográficas y políticas, se emparejan para fomentar el contacto humano y los vínculos culturales. Este hermanamiento basado en relaciones de amistad sólidas puede constituir el marco ideal para desarrollar también una cooperación a través de sus universidades y escuelas. El intercambio de experiencias y de buenas prácticas, la reflexión conjunta sobre los desafíos que se presentan y la puesta en común de esfuerzos, deben favorecer el desarrollo territorial (por ejemplo, en los transportes marítimos, terrestres y aéreos). También la promoción de congresos y ciclos de conferencias, la realización de documentales, organización de festivales, intercambios escolares, eventos deportivos, regatas marinas, promoción turística, intercambios y proyectos culturales, campañas conjuntas sobre la protección del medio ambiente y el desarrollo sostenible, entre otras.
Se trata de establecer y canalizar a través de este posible hermanamiento Vigo-Nantes una nueva ruta cultural que contenga esta fluidez de intercambios justificados. Uno de los secretos para el mantenimiento de estas relaciones en el tiempo es el trabajo serio y la dedicación.El Consejo de las Municipalidades y Regiones de Europa promueve las relaciones de hermanamiento y cooperación entre los municipios como un elemento de la construcción europea. Aunque el protocolo de hermanamiento entre ciudades no conlleva obligación jurídica alguna, sería conveniente su formalización plenaria de este solemne compromiso, para poder acogerse a los apoyos oficiales europeos para tal fin.
Pretendo asociar en estas líneas las cosas idénticas o complementarias, como es el caso del planetario vigués o la asociación de dos ciudades. La Xunta de Galicia tiene la palabra al aceptar la denominación propuesta como "Planetario Julio Verne"; del Concello de Vigo depende el que podamos establecer un hermanamiento estable y duradero a través de nuestras relaciones internacionales con proyectos de beneficio mutuo.
Con la observación de las constelaciones desde este planetario y el universo cultural del hermanamiento, a lo mejor hasta llegaríamos a celebrar nuestra fiesta de la Reconquista con otro contenido diferente, dándole la vuelta a la Historia. Pero esto ya es otro gallo.