Loading...

JULES VERNE

JULES VERNE

lunes, 8 de febrero de 2016

Julio Verne (1828-1905)

Julio Verne (1828-1905)

El siguiente recurso resume la vida y obra de este escritor francés con el objetivo de que docentes y estudiantes puedan trabajar en clase con sus textos.


«Todo lo que una persona puede imaginar, otras podrán hacerlo realidad».
Julio Verne
Collage con Julio Verne
Con el objetivo de que docentes y estudiantes puedan trabajar en clase a Julio Verne, el escritor que hizo soñar a decenas de generaciones con viajes submarinos, en globo, al centro de la Tierra y a la Luna, educ.ar presenta este trabajo con datos biográficos y una selección de enlaces a sitios acerca de su vida y obra. 

Biografía

Julio Verne nació el 8 de febrero de 1828 en Nantes, Francia. Fue un joven rebelde y propenso a la aventura. Desde muy chico sintió inclinación por los viajes; intentó fugarse en un navío hacia la India cuando tenía tan solo once años. Su padre consiguió detenerlo en el mismo barco y le aplicó un severo castigo: lo azotó con un látigo y lo encerró a pan y agua. Pero lo que más le dolió fue la promesa que le obligó a pronunciar: «Nunca pretenderé viajar más que con la imaginación». Frase que quizás influyó en la tan viajera y atrevida imaginación que volcó en sus obras años más tarde.
Pasada la adolescencia, se traslada a París, donde comienza a relacionarse con la intelectualidad del momento: Víctor Hugo, Eugenio Sue, entre otros, y consigue la amistad y protección de los Dumas, padre e hijo. En 1850, termina sus estudios de Derecho y su padre lo conmina a volver a Nantes. Pero Julio se resiste, afirmándose en su decisión de hacerse un profesional de las letras.
Es por esta época cuando Verne, influenciado por las increíbles cotas que alcanzaban por aquel entonces la ciencia y técnica, concibe el proyecto de crear la literatura de la edad científica, vertiendo todos estos conocimientos en relatos épicos, ensalzando el genio y la fortaleza del hombre en su lucha por dominar y transformar la naturaleza.
Pero para conseguir dinero para vivir, una vez que su padre le cortó el suministro, escribe obras de teatro y operetas, de calidad y éxito irregulares, pero en cualquier caso un trabajo agotador e insatisfactorio, puesto que le robaba el tiempo necesario para el estudio de esas ciencias que tanto admiraba.
En 1856, conoce a Honorine de Vyane, con quien se casó en 1857 tras establecerse en París como agente de bolsa. Su carrera como tal no le resultó en absoluto satisfactoria, y así Verne siguió el consejo de su amigo P. J. Hetzel, que luego fue su editor, y convirtió en novela un relato descriptivo sobre África. Cinco semanas en globo (1863) fue un éxito fulminante y tuvo como resultado un espléndido contrato con Hetzel que garantizó al joven e inexperto novelista (tenía 35 años cuando publicó su primer libro) la cantidad anual de 20.000 francos durante los siguientes veinte años, a cambio de lo cual Julio Verne se obligaba a escribir dos novelas de un nuevo estilo cada año. El contrato fue renovado por Hetzel y más tarde por el hijo de este, con el resultado de que, durante más de cuarenta años, los Viajes extraordinarios aparecieron en capítulos mensuales dentro de una revista llamada Magazine d'Education et de Récréation (Revista de Educación y Recreación ).
Estaba claro que el destino de la obra de Verne, quien se anticipó a su tiempo con más lógica y acierto que la mayoría de los escritores del género (con la única excepción de nombres como H. G. Wells), era como auténtico filón para el arte que estaba naciendo al mismo tiempo que sus libros: el cine.
La obra de Verne, en efecto, estuvo entre las más adaptadas dentro de la literatura: desde Las tribulaciones de un chino en China hasta La vuelta al mundo en ochenta días, los modos de presentar su obra en el cine fueron muy diversos. Pero son otros los títulos que merecieron un tratamiento más respetuoso y un acercamiento más profundo, como Veinte mil leguas de viaje submarino, Viaje al centro de la Tierra o De la Tierra a la Luna (adaptada entre otros por George Mélies), que inspiraron lo que puede denominarse con toda justicia como el primer film serio de ciencia ficción posibilista realizado por los americanos en 1950: Con destino a la Luna (Destination: Moon).
Tan dotado para la ciencia ficción como para la aventura pura y simple (Los hijos del capitán Grant, Miguel Strogoff), Verne une las dos vertientes en una de sus obras más sólidas y afortunadas: Veinte mil leguas de viaje submarino. En ella presentó a uno de sus personajes más logrados, patéticos y humanos, el capitán Nemo (que en latín significa 'nadie'), especie de trágico holandés errante que vaga sin rumbo de una parte a otra del mundo –en una sorprendentemente real anticipación de lo que en su día serán los submarinos atómicos– en su Nautilus.
Pese a todo, la vida de Verne no fue fácil. Por un lado, su dedicación al trabajo minó hasta tal punto su salud que durante toda su vida sufrió ataques de parálisis. Por si esto fuera poco, era diabético y acabó por perder vista y oído. Su hijo Michael le dio los mismos problemas que él mismo había proporcionado a su padre y, desgracia entre las desgracias, sufrió una agresión por parte de uno de sus sobrinos, que le disparó un tiro a quemarropa dejándolo cojo. Su vida marital tampoco fue todo lo feliz que él hubiera deseado.
Verne también se interesó por la vida política, llegando a ser elegido concejal de Amiens en 1888 por la lista radical; fue reelegido en 1892, 1896 y 1900. Murió el 24 de marzo de 1905.

Sus obras

Quisiéramos recomendarles acceder a La bibliografía completa de Julio Verne.

Julio Verne soñó con Internet

En su obra París en el siglo XX , Verne habla de un «telégrafo fotográfico», que «permitía enviar a cualquier parte el facsímil de cualquier escritura, autógrafo o dibujo, y firmar letras de cambio o contratos a 10.000 kilómetros de distancia». Y describe que «una red telegráfica cubría ya la superficie completa de los continentes y el fondo de los mares». En 1863, año en que finalizó la redacción de esta obra, el autor ya estaba prediciendo la existencia del fax y de una red global de comunicaciones (internet).

Twenty Thousand Leagues Under the Sea

Twenty Thousand Leagues Under the Sea  Written by Jules Verne.  Illustrated by Henry C. Pitz.  Junior Deluxe Editions, 1956.: ·


Twenty Thousand Leagues Under the Sea Written by Jules Verne. Illustrated by Henry C. Pitz. Junior Deluxe Editions, 1956.

44w

RESTAURANTE JULES VERNE-BUDAPEST





resto Jules Vernes, Budapest

12w
EDSEL Corgi

Nota del editor: yo estuve en ese restaurante y tomé fotos dentro 

JULES VERNE

Julio Verne


Margarita Diaz
Margarita Diaz • Hace 13 semanas

Julio Verne

JULIO VERNE ¿VISIONARIO, PROFETA?

JULIO VERNE ¿VISIONARIO, PROFETA? 
1 marzo, 2015 By rebeccavw 4 154 ¿o una glándula pineal activada?

 ¿Fue Julio Verne un visionario, un profeta o tuvo una glándula pineal activa? Hace poco he tenido la suerte de ser entrevistada por Chus Sánchez en su programa radiofónico Leer para creer.Quiso contar conmigo para hablar sobre el gran maestro Julio Verne, sobre sus obras; sobre sus «premoniciones» o «imaginación desmedida»; sobre su enigmática tumba diseñada por él mismo y de la que se cuenta entre otras muchas cosas, que sus restos mortales, no están allí; sobre la quema poco antes de morir de más de 4.000 criptogramas, anagramas, etc. donde escondía las claves de muchos interrogantes de sus novelas. Un programa que se nos hizo ameno y corto a las dos y en el que Chus me preguntó si como escritora, Julio Verne me había influenciado: «Claro que me influenció»—le respondí—, no solo por haber formado parte de las lecturas de mi adolescencia y juventud, sino por el hecho de compartir con él las premoniciones, esa visión hacia un futuro que todavía está por llegar. De hecho las primeras palabras de mi novela; su prólogo comienza así: «Si usted ha decidido voluntariamente seguir adelante con mi relato. Si usted tiene una mentalidad abierta como en su día Julio Verne la tuvo, aunque lo consideraran loco o demasiado fantasioso para su época. Bienvenido. Mi relato comienza así: Julio Verne, de origen Francés (1828-1905) abogado por obligación y escritor por devoción, en pleno siglo XIX tuvo que vérselas con esa crítica feroz que tilda de locura o imaginación desmedida a aquellas personas adelantadas a su tiempo. Él, utilizando su sagacidad, escribió en uno de los muchos artículos que confeccionaba lo siguiente: «Lo que un hombre puede imaginar, otro lo puede realizar» Yo no pretendo igualarme al gran maestro—Dios me libre—, pero sí siento a veces la presión, que ejerce «el medio», un sector voraz y crítico que simplemente desmienten lo que a otras personas nos ocurre: la Premonición. Desmienten que no puedan existir personas capaces de sentir, presagiar, pronosticar, ser más adelantados a su/tú época, solo porque ellos no lo han experimentado, y es más, no son capaces de observar, contemplar el medio que te rodea y olfatear e intuir por donde va a ir el futuro. Y sí, por qué no decirlo: Porque hemos sido bendecidos con un Don, talento, como desees llamarlo, de querer ver, y aprender un poco más allá de lo establecido; por lo tanto, mi cita para esos «escépticos», sería la siguiente: «Sabia locura es aquella que meses, años, siglos después, se convierte en iluminación contrastada» ¿Y por qué expongo todo esto? Porque el gran Julio Verne sin duda fue un elegido y un adelantado a su época, con una ampliación sin igual de su glándula pineal que le permitía acceder a los secretos, a los enigmas del futuro y que seguramente soñó, se proyectó o viajó astralmente buscando y encontrando ese conocimiento, esa sabiduría que continuamente perseguía, o que tal vez estuvo «tutelado» por alguien que lo guiaba en su viaje hacia el más allá. No solo yo, apoyo está teoría; el gran maestro J.J. Benítez en su novela Mis enigmas favoritos extrae la siguiente conclusión: «Las posibles explicaciones a esa genial intuición; visión de futuro; iluminismo o anticipación solo podrían ser dos: Primera, en basa a su erudición y conocimientos científicos y segunda; Verne pudo tener acceso a unas fuentes de conocimiento, mucho más depuradas y secretas, tal y como se ha empezado a descubrir en una lectura clave e iniciática de sus obras; en la simbología alquímica…etc. Estoy absolutamente convencido de que Julio Verne fue un iniciado y un iniciador.» Un hombre, Julio Verne, con un apetito voraz por la investigación; por la ciencia; por la sabiduría que lo hacía estar al tanto de los avances científicos de su época. Se dice de él que siempre llevaba un cuaderno consigo y anotaba aquello que despertaba su ansia de saber. Conocidas eran sus lecturas en la Sociedad Industrial de Amiens donde leía de principio a fin hasta quince publicaciones distintas. Pero también te diré que esa afición por la sabiduría, lo llevó a iniciarse y pertenecer a una de las sociedades secretas más selectas, La sociedad Niebla también llamada El principio de la verdad, fundada en el siglo XVI por el impresor Gryphe con ideas muy revolucionadas para aquél entonces ya que deseaban el avance de la población a través de la mente de los hombres. Un concepto que se sitúa muy próxima a los pensamientos de los Rosacruces y a la que pertenecían literatos, pintores, filósofos, etc., que a buen seguro te sonarán. Figuras como: Miguel de Cervantes, Immanuel Kant, Galileo Galilei, Descartes, Goethe,Dante, Poussin, Delacroix, Balzac, Víctor Hugo, Alejandro Dumas, Julio Verne, Tomas Jefferson, Benjamín Franklin, etc., entre otros muchos, pertenecían a esa sociedad, que sin duda han contribuido con sus publicaciones, razonamientos, arte en general, a que nuestra sociedad evolucione. Todos con un objetivo común: La sabiduría y el conseguir con sus obras maestras que la sociedad evolucione un pasito más allá. En esta sociedad Niebla, todos, iniciados e iniciadores (se cuenta que el iniciador de Verne fue Alejandro Dumas, padre y creador de Los tres mosqueteros o el Conde de Montecristo) tenían un libro de cabecera, raro, hermoso y apasionado que busca la perfección, la sabiduría y la belleza absoluta a través de los sueños. De la mano de este libro, llamado El sueño de Polifilo o Hypnerotomachia Poliphili escrito en el siglo XVII por Francesco Colonna, dedicaron los eruditos; iniciados e iniciadores de la Sociedad Niebla, horas extenuantes de estudio. Un libro que hay que leerlo con detenimiento pues analiza la complejidad de los sueños, se involucra en el verdadero mensaje de los Cátaros, también llamados los Puros por ser estos los verdaderos portadores del saber y la filosofía de vida de un grande de la historia: Jesús de Nazaret… y algo más que intentaré desvelar en un artículo aparte. Lo cierto es que, con o sin libro de la Hypnerotomachia, Julio Verne estuvo tocado por la barita de la premonición, y me encantaría que tú juzgues, si este hombre era o no un visionario además de un hombre con un apetito voraz de investigación y sabiduría. Investigación y sabiduría que en la época de Verne, estaba ahí, al alcance de cualquiera y que ahora, en nuestra época está todavía más al alcance de nuestra mano. Y me gustaría que esas personas que tildan de locura a esos visionarios, usaran más el análisis y la comprensión del entorno que los rodea como Verne y otros coetáneos actuales así lo hacen, en lugar de usar y utilizar tan solo el verbo CRITICAR. Porque solo un VISIONARIO con ayuda, es capaz años antes, siglos antes de describir: Submarinos eléctricos (descrito en Veinte mil leguas de viaje submarino. Te recuerdo que el primer submarino apareció de la mano de Isaac Peral en el año 1884. Catorce años antes, Julio Verne ya lo describió. En esta novela también aparece, describe con una precisión asombrosa, especies marinas actuales; Aprovechamiento de energía del mar, etc); Helicópteros; Armas eléctricas; Video conferencias. Viaje a la luna y cohetes espaciales (en la novela De la Tierra a la Luna publicada en 1865, Julio Verne describe el regreso de una nave llamada Columbiad—te suena ¿verdad?—,el retorno de la nave cayendo al océano y flotando en el mar, con una precisión casi matemática igual a nuestras primeras misiones espaciales del siglo XX. Describe también la comida deshidratada; Los sistemas de regeneración del oxigeno, etc) Bomba atómica (en su obra Frente a la Bandera publicada en 1896) También habla en otra de sus novelas de rascacielos, internet, silla eléctrica y de meteoritos impactando contra la Tierra. Aquí me detengo un instante para decirte, si no lo conoces, que años después de vaticinar esto, se produjo el incidente de Tunguska, un meteorito de ochenta metros que arrasó la zona de Siberia. Pero si asombroso parece este vaticinio te diré uno de mis preferidos. Julio Verne publicaba una columna en un periódico bajo el nombre de «En el Año 2889» y en el año 1889 Verne describió cómo sería el futuro de los diarios-periódicos. «En el año 2889, en lugar de estar los diarios impresos, el Earth Chronicle es hablado cada mañana a los subscriptores, que conocen las noticias del día a través de conversaciones con reporteros, estadísticas y científicos.» Debo aclarar que la primera transmisión de noticias por radio no ocurrió hasta 1920 y la primera retransmisión en televisión se produjo en el año 1948. Hablamos por lo tando, de una premonición de 31 y 59 años adelantado a su tiempo. Podía seguir hablando de más y más visiones de este grande entre los grandes pero prefiero detenerme con tu permiso en algo que a mi me impacto: El monumento Funerario de Julio Verne que se encuentra ubicado en el cementerio francés de La Madeleine en Amiens y del que se dice que él diseñó mediante un lenguaje críptico, exotérico y místico, y debajo del cual los restos que reposan, que yacen, que duermen, no son del gran escritor sino de otra persona. ¡Sí, como lo estas leyendo! ¿pudo fingir su propia muerte? Sea o no Julio Verne el que reposa debajo del monumento funerario, lo cierto es que el monumento en sí es todo un misterio para aquél que no mire detenidamente debajo de la apariencia. En el monumento se observa a un Julio Verne que resurge, que resucita, que escapa de la tumba de los mortales. Que señala con su mano derecha alzada, hacia el Oeste y, con sus dedos extendidos, hacia una constelación. ¿Tal vez hacia aquella constelación a la cual dirigimos nuestra alma cuando se escapa de nuestro cuerpo terrenal? ¿O tal vez su mano, señala un punto en concreto, a un planeta, en la enormidad de la galaxia? Muestras de eternidad, se dan en todo el monumento y prueba de ello es el símbolo de la inmortalidad que corona su tumba: una rama de palmera, el símbolo de la renovación, del Phoenix que resurge de sus propias cenizas. En el centro de ésta hay una estrella de seis puntas que flota sobre la palmera y que nos vuelve a hablar sobre la reconstrucción del Yo Interior, el avanzar en el conocimiento, la liberación del dogma establecido. Se observa, así mismo, una cruz en el interior que alude a la Grecia más antigua, a la cuadratura del círculo de la escuela Pitagórica, a su misión en la Tierra acabada y realizada. Dos lámparas en los extremos del mausoleo, emulan lo mágico, al genio que era, que escapa, que resucita, que se marcha de la vida terrenal, con toda la fuerza de su magia y sabiduría. ¡En fin! Tú decides, tú escoges entre el Julio Verne adelantado para su época, estudioso y científico, o el Julio Verne visionario, profeta o vidente…Yo simplemente me quedo con los dos. Rebecca van Winter (Febrero 2015)

Artículo publicado por Rebecca van Winter: JULIO VERNE ¿visionario, profeta? http://rebeccavanwinter.com/2015/03/01/julio-verne-visionario-profeta/

Julio Verne-CARICATURAS PARA COLOREAR


Julio VerneMural de escritores


A través de los comentarios,Mª José Fernández, me pedía me pedía un mural del Julio Verne para trabajar éste escritor en clase, y aquí lo tenéis para imprimir en distintos tamaños para realizar mural.
En total encontrarás 7 archivos murales a distintos tamaños, siendo la unidad de medida de los mismos, la hoja en A4. Con ellos puedes encabezar actividades en homenaje a éste escritor. He buscado al autor de la imagen que he adaptado, pero sólo he encontrado páginas donde usan la imagen sin indicar el autor. Si dais con el os agradecería que me informarais.
DESCARGAR: “Julio Verne 1×1
DESCARGAR: “Julio Verne 1×2
DESCARGAR: “Julio Verne 2×4
“DESCARGAR: “Julio Verne 3×4
DESCARGAR: “Julio Verne 5×6
DESCARGAR: “Julio Verne 5×6
DESCARGAR: “Julio Verne 6×7
Julio Verne

ENLACES A OTROS MURALES

Julio Cortázar

Escritores (En poster)

Mapa de escritores andaluces

Mural de la Generación del 27

 

Si compartes este material:

​Nuestro material está bajo licencia Creative Commons BY-NC-SA 3.0 (c​lic para saber más)​​, bajo ​las condiciones de esa licencia ​puede ​​COMPARTIRLO en las ​REDES SOCIALES, WEB Y BLOG, pero ​en estos dos últimos casos enlazando al material original ​de este blog y NO ​descargando ​y compartiendo desde un blog externo.

PORTADA FRRITT-FLACC




Le humbug. moeurs américaines frritt-flacc (French) Mass Market Paperback – February 28, 1997

CARICATURAS PARA COLOREAR




http://es.hellokids.com/t_12353/francia

http://www.kleurjeslim.be/FR/dessins/14-livres/detail/326-julesverne/